Sexualidad

La química sexual

Cita Posted on Actualizado enn

“No te vayas a casar si no hay química entre ustedes”, aconsejan muchas personas – ¿El motivo? Tal parece ser que ese factor es fundamental para que una relación sea exitosa o no, sobre todo en el terreno sexual.

Todo parece venir de las feromonas, sustancias químicas inodoras que nuestro cuerpo produce y tienen como única misión afectar nuestro comportamiento sexual y atraer al sexo opuesto. Éstas son captadas por el órgano vomeronasal (OVN), ubicado en nuestra nariz. A partir de ello, hay científicos que aseguran que los individuos -y los animales- con mayor secreción de esta hormona son más atractivos y respetados.

Clave
Según explica la doctora. Winnifred Cutler, (en un extracto del boletín de noticias: Conexión de la salud para Mujeres. Women’s Health Connection, PO Box 6338, Madison WI, 53716, EUA), en 1979 ya se había descubierto la existencia de la feromona humana. “El descubrimiento de las feromonas humanas del sexo apareció internacionalmente en artículos de primera página, cuando mis colegas y yo tuvimos éxito en la aceptación par-repasada para publicación en diarios científicos en 1986. Proporcionamos a la prueba que las mujeres y los hombres emitieron feromonas a la atmósfera y mostramos que las feromonas extraídas se podrían recoger, congelar durante un año, deshelar y después aplicar en el labio superior de recipientes para imitar algunos de los efectos feromonales encontrados en naturaleza”, expresa.

El tema químico tiene gran relevancia concuerda la experta Kim Painter. “Los productos químicos en los cuerpos de los hombres pueden causar a sus socios del sexo femenino ser más fértiles, tener ciclos menstruales más regulares y una menopausia más suave, demuestra una investigación. Y las mujeres que tienen relaciones sexuales con hombres por lo menos una vez por semana benefician el máximo de los productos químicos, que supuestamente funcionan por medio del sentido del olor”. A este respecto la doctora Cutler agrega: “La parte emocionante es el efecto que tenemos uno a la otra”.

Las investigaciones de la doctora Cutler, demuestran que las mujeres son afectadas por las feromonas y de hombres y de mujeres.Las mujeres con ciclos menstruales inusualmente largos o cortos consiguen los ciclos más cercano-al-promedio después de inhalar regularmente la esencia masculina, descrita como un compuesto del sudor del varón, las hormonas y los olores naturales del cuerpo. Las mujeres en contacto con la esencia femenina de otra mujer menstruaron en el mismo tiempo después de algunos meses, confirmando un fenómeno largo-observado que las mujeres que viven juntas menstrúan en el mismo tiempo. Otros estudios de Cutler muestran que las mujeres que tienen relaciones sexuales con los hombres por lo menos una vez por semana tienen ciclos menstruales regulares y pocos problemas de la fertilidad y de la menopausia, gracias a la exposición a las feromonas.

Los besos
Incluso, el asunto puede evidenciarse a través de los besos. Durante un beso de alta intensidad aumentan los niveles de dopamina (sustancia asociada con la sensación de bienestar) y de testosterona (hormona asociada al deseo sexual), y las glándulas adrenales segregan adrenalina y noradrenalina, que aumentan la presión arterial y la frecuencia cardiaca.


A la vez, la glándula pituitaria, situada en la base del cerebro, libera oxitocina, mágica hormona que, además de hacernos sentir como flotando, dicen que ha ayudado bastante a la perpetuación de la especie humana. El cóctel resultante es una experiencia tan turbadora que, para muchos, supera al propio acto sexual. Ojo que “muchos hombres son demasiado agresivos, ásperos, precipitados e incultos cuando besan. No conocen las cuatro P: paciencia, pasión, parsimonia y presión adecuada, por lo que dejan pasar gran parte del placer. Además, ponen demasiado énfasis en el beso francés (con lengua incluida), y se lanzan a él con demasiada rapidez. Los auténticos expertos son más sofisticados, y procuran no distraer la atención de su pareja o dar, burdamente, la impresión de que el beso es una formalidad para llegar a algo más”, explica David D. Coleman, autotitulado experto en besos.

Texto enviado por correo electrónico por

Anuncios

Mujeres mayores con hombres jóvenes

Cita Posted on Actualizado enn

Texto tomado de http://www.enplenitud.com/pareja/edad.asp

Dicen los textos sagrados orientales que la mejor relación es aquella entre una mujer mayor con un hombre joven y una mujer joven con un hombre mayor. Hasta hace poco tiempo, en nuestra cultura era un tabú para una mujer mayor de 40 años establecer un vínculo con un hombre más joven que ella. Las cosas parecen haber cambiado. ¿Qué buscan mutuamente en el otro?

Mujer sola, independiente, activa. Está en sus cuarenta. Disfruta su cuerpo y cada vez que se mira al espejo le gusta lo que ve. Sabe que su feminidad está en su máximo apogeo.

Sobre todo para un hombre más joven. Los prejuicios sociales forman parte del entorno inmediato. Sin embargo, cada vez más mujeres se atreven a darse el permiso de compartir su experiencia vital con un hombre más joven que ella.

¿Un hombre joven ve un reflejo de su madre en estas relaciones?

Creo que no necesariamente. Puede que en algunos casos aislados esto se manifieste, pero por lo general este hombre está buscando una mujer con experiencia, sin complicaciones y con los pies sobre la tierra, que comparta con él su mundo y disfrute los momentos que pasan juntos.

¿Por qué se producen estas relaciones de tanta diferencia de edad entre una mujer madura y un hombre joven?

Las mujeres a partir de los 35 años empiezan a estar en la plenitud de la sexualidad. Una mujer en esta edad se co­noce más a sí misma, ya sabe qué cosas le gustan y qué no, tiene una mayor sensibi­lidad integral de su cuerpo, de sus emo­ciones y tiene más claro qué es lo que de­sea en la vida. Por otro lado, los mucha­chos alrededor de sus veinte y treinta años están en su apogeo sexual.

La sexualidad en los hombres y las mujeres es diferente. En términos fisiológicos, los veinteañeros tienen erecciones más firmes, ya superaron los primeros años de eyaculaciones precoces y empiezan a tener un poco más de control de su genitalidad. En el aspecto emocional, las mujeres mayores no necesitan de un caballero que las haga felices; ellas se las arreglan.

A los chicos, por su parte, en general les resulta atractivo esta serenidad que estas mujeres experimentan a esta edad. En muchos casos, las mujeres maduras comparten su plenitud con al­guien, pero no necesariamente esperan a otra persona para su realización personal.

Cómo conquistar a una mujer mayor

¿Qué buscan las mujeres mayores en un hombre joven?

En la mayoría de los casos buscan una relación más ligera y fresca. Los hombres adultos vienen con un montón de experiencias, con mochilas al hombro que les pesan, tienen más fobias, muchos no quieren compromisos ni saber nada de relaciones sólidas y serias.

En cambio, los hombres jóvenes no tienen esta carga emocional y hay una mayor libertad para relacionarse. Ellos les dan a ellas plenitud y potencia sexual y ellas les dan a ellos potencia sexual sin ataduras, sin dependencias. En estas relaciones no siempre hay deberes ni necesi­dad de promesas.

Aunque por supuesto la relación puede tomar un camino de mayor compromiso. Cuando están juntos disfrutan y cuando no están juntos ella tiene su vida; pues por lo general una mujer a los 40 años tiene construida una seguridad en sí misma que puede compartir.

¿Estas relaciones son perdurables?

Esto dependerá mucho de las expectativas y necesidades de cada uno. Por ejemplo, hay mujeres que a los cuarenta y tantos años no quieren formar una familia porque ya la tienen.

Si el muchacho deseara tener hijos; lo más seguro es que esta pareja no pueda sostenerse. Pero hay mujeres maduras que todavía no han tenido hijos y se encuentran con un hombre joven y ambos tienen la oportunidad de establecer una familia.

La durabilidad en estas parejas va a depender únicamente de si los proyectos de vida son compatibles. Pero también puede ser que ambos simplemente deseen estar juntos, disfrutar el momento presente. Si las cosas se sostienen, bienvenidas. Si no, cada uno sigue su camino.

¿Cuáles son los impedimentos que estas parejas tienen que atravesar socialmente?

Hay una enorme presión social. En general quienes se atreven a mantener este tipo de relaciones son mujeres fuertes. Cuando la diferencia de edad es dramáti­ca, es difícil que se mantenga quizá por las expectativas de vida, pero hay una gran cantidad de estas relaciones en donde ambos están buscando lo mismo y la sociedad y el qué dirán realmente pasan a un segundo plano.

**********************************************************

Es curioso lo que dice este artículo, estoy de acuerdo con muchas ideas que se enuncian. Personalmente, no he considerado la idea de tener relaciones sexuales con una mujer mayor, bueno, lo que se pueda considerar como un margen amplio de diferencia de edades, he estado con mujeres que pueden tener hasta algo así como 5 años más grandes que yo, creo, no recuerdo bien las edades, pero no con alguien a quien yo viera como mi madre, por ejemplo. Es difícil, no sé si sea parte del tabú pero por lo menos a mí, a pesar de la experiencia, la seguridad en su cuerpo, la estabilidad en su vida, no me excita la idea de estar con alguien así de mayor.

Autoexamen testicular

Cita Posted on Actualizado enn

El cáncer testicular es el crecimiento de tumores malignos en los testículos. Aunque, el cáncer testícular es una enfermedad poco común, es uno de los principales cánceres entre hombres de 15 a 35 años. En muchos casos, si no es tratado a tiempo, puede resultar fatal. Hombres con familiares con antecedentes de cáncer de testículo o cáncer de mama o con descensos anormales sufren el mayor riesgo de padecer este mal.

Afortunadamente, el cáncer testicular es uno de los cánceres más tratables, siempre y cuando sea detectado en su etapa inicial.

El autoexamen testicular consiste en detectar este mal en los testículos.

———— ——— ——— ——— ———

Autoexamen Testicular

 

1.jpg El autoexamen debe ser realizado una vez al mes. El mejor momento para realizar el examen es durante el baño. La piel mojada y enjabonada permite revisar los testículos con mayor facilidad. Se aconseja también un baño de agua tibia, ya que esto ayuda a la relajación de la piel, facilitando la realización del examen.Palpe toda la extensión del testículo, utilizando el dedo índice y el medio por debajo del testículo y el pulgar por encima. Al palpar, busque cualquier anormalidad, como una pequeña masa de dura consistencia. Esta masa puede ser dolorosa, pero también puede no serlo. Repita el procedimiento en el otro testículo.
 2.jpg Durante el autoexamen esté atento a los siguientes síntomas:

  • Un bulto duro, del tamaño de una alverjita o mayor en la parte frontal o en la parte lateral del testículo.
  • Crecimiento del testículo o cambios en su consistencia.
  • Sensación de peso en el testículo.
  • Dolor o molestia en uno de los testículos o alrededor de la ingle.
  • Una sensibilidad inusual en el área del escroto.
 3.jpg · Acumulación de líquido o sangre en el testículo.· Inflamación de los ganglios en la ingle y/o en el cuello.Si encuentra cualquiera de estos síntomas, es importante que acuda donde un urólogo en la brevedad posible. El 95% de todas las masas detectadas en los testículos son malignas. La detección temprana, es la mejor forma de garantizar una cura.Recuerde este autoexamen debe practicarse una vez al mes por todos los hombres desde los 15 años.

10 datos curiosos acerca de sexo

Cita Posted on Actualizado enn

sexoamoryfragilidades.jpg

 

v     Las mujeres que comen chocolate se excitan más. Sí, no es un mito. Muchos estudios avalan la idea que la ingesta de este dulce permite una estimulación más directa de las terminaciones nerviosas.

v   Los hombres con pareja se masturban más. El hecho tiene una explicación fácil: como tienen habitualmente más relaciones sexuales producen más testosterona y, al producir más testosterona, se excitan más. Vamos, un círculo vicioso.

v     El hombre puede conseguir una erección completa en 10 segundos. Las erecciones en los hombres pueden producirse por un simple impulso visual. Las mujeres, sin embargo, suelen necesitar otro tipo de estímulos menos relacionados con la imagen.

v  El 1% de las mujeres llega al orgasmo sólo con la excitación de los pezones.

v  El 5% de las mujeres es alérgica al semen. Con un preservativo la mayoría de ellas tienen su problema controlado.

v   Una de cada diez personas es asexual. Un 10% de la población no siente ningún tipo de atracción por ningún género, ni masculino, ni femenino. Vamos, que no se excitan con el contacto con otros seres humanos sean del sexo que sea.

v  En una excitación, el clítoris dobla su tamaño. La vagina se expande y el punto G puede llegar a ser del tamaño de una almendra.

v     El corazón puede llegar a 180 pulsaciones por minuto durante un orgasmo.

v   Hasta que son jóvenes adultos, los hombres pueden llegar a experimentar 10 erecciones diarias. La razón es hormonal: sus niveles de testosterona suelen ser muy altos, hasta que maduran.

v     El 48% de las consultas al médico de cabecera acerca de sexualidad son sobre disfunción eréctil. La siguiente consulta más común es la eyaculación precoz.

                                                              Enviado por silviasady al grupo Cachondeando en México

43 consejos de mujeres para hombres

Cita Posted on Actualizado enn

Todo hombre quiere satisfacer a su mujer en la cama. Pero a veces, el instinto y lo que sabe, no basta. La cosa se complica cuando la mujer es menos experimentada que el hombre.

La verdad de las cosas, es que las mujeres tienen ideas y requerimientos muy distintos a los de los hombres en lo que se refiere al sexo. Y teniendo en cuenta esto, la respuesta de cómo satisfacer sexualmente a una mujer, está, como es de esperarse, en las mujeres. Por ello aquí van 43 consejos de las mujeres para los hombres. Estos consejos están divididos en 5 secciones: Información general, juegos precoitales, sexo oral, coito y sexo anal.

Sabemos que una relación sexual exitosa no se logra sólo con 43 consejos. La sexualidad femenina es mucho más compleja que eso, pero estamos seguros de que este artículo los encaminará por la senda para lograr la satisfacción sexual femenina.

Información general

1. Antes de aventurarte a satisfacer a una mujer, es importante que conozcas su anatomía. Date el tiempo para ubicar su clítoris, ver cómo están conformados los labios vaginales, dónde y cómo es la apertura de su vagina. Si no sabes dónde está todo, va a ser difícil estimularla correctamente.

2. Nunca lo olvides, el clítoris, después del cerebro, es el órgano sexual más importante en las mujeres. Difícilmente, si éste no es estimulado correctamente, se logrará satisfacer a la mujer o llevarla al orgasmo.

3. La clave para tener buenas relaciones sexuales es la comunicación. Comparte con tu pareja tus fantasías y tus deseos. Pídele a ella que haga lo mismo. Después del acto sexual, pídele que te cuente qué cosas le gustaron y qué cosas no.

4. Los besos son muy importantes para toda mujer, y especialmente durante las relaciones sexuales. Siempre es una buena idea empezar las relaciones sexuales con un apasionante beso.

Juegos pre-coitales

1. Los juegos precoitales son muy importantes para las mujeres. No vayas directamente a la penetración, tomate tu tiempo y estimula las diferentes zonas erógenas de la mujer. Esto permite que la mujer se excite y lubrique, preparándola para la penetración. El sexo no debe ser reducido solamente a un acto de penetración y eyaculación. Muchas mujeres expresan que los juegos precoitales pueden ser tan o más importantes que la penetración.

2. Los genitales y los senos no son las únicas zonas erógenas de una mujer. El cuerpo de la mujer posee un gran número de zonas altamente eróticas. Atrévete a descubrirlas, prueba las orejas, el cuello, los brazos, las manos, la espalda, la entre pierna, los muslos e inclusive los pies, los labios, la cara, etc.

3. Los senos son extremadamente sensibles, no los trates con rudeza, no los aprietes, no los muerdas con fuerza. Préstale tu atención a todo el seno y no sólo al pezón. Muchos hombres piensan que sólo la estimulación del pezón excita a la mujer. Los besos y caricias en todo el seno ofrecen sensaciones muy placenteras y excitantes.

4. Cuando estimules manualmente el clítoris, no lo hagas con fuerza. El clítoris es tan o más sensible que el glande de un hombre. Algunas mujeres no toleran la estimación directa de él a menos que se encuentren muy excitadas. Al principio, estimula las zonas alrededor del clítoris, y progresivamente, a medida que ella se excite más, estimúlalo directamente.

5. Durante la estimulación manual del clítoris, es muy importante que la zona genital esté bien lubricada. Si no lo está, es muy probable que le causes dolor. Antes de estimular los genitales; acaricia, besa y toca otras zonas de su cuerpo. Esto ayudará a que la mujer se excite y que sus genitales empiecen a lubricar.

6. Si introduces tus dedos en su vagina, asegúrate que la vagina esté bien lubricada, de lo contrario le vas a causar mucho dolor a tu pareja. Introducir muchos dedos a la vez puede causar mucho dolor, como regla, si no estás seguro de cuántos dedos tu pareja puede aceptar sin causarle dolor, empieza introduciendo uno, y luego pregúntale si desea que introduzcas otro y así sucesivamente. Asegúrate que tus uñas estén bien cortadas y que tus dedos se encuentren limpios, de lo contrario puedes causarle heridas e infecciones.

Sexo Oral –  Felación (Fellatio)   *Mujer a hombre

1. ¡No, es no! Si tu pareja no desea hacerte sexo oral, debes respetar su decisión. No intentes introducir tu pene en su boca a la fuerza.

2. Si tu pareja no está de acuerdo con tragar tu semen, antes de eyacular, avísale para que pueda retirar tu pene de su boca. No trates de sorprenderla y luego decir que no te diste cuenta; el sabor del semen no es lo más agradable que existe.

3. Cuando te esté dando sexo oral, no fuerces su cabeza hacia tu pene, deja que ella libremente maniobre alrededor de tu miembro. Tampoco realices movimientos de penetración en su boca, eso sólo descoordinará sus movimientos y en algunos casos ocasionará que tu pene tenga un encuentro con sus dientes, lo que te puede causar mucho dolor e inclusive una herida en la piel.

4. Si tu pareja lentamente se está dirigiendo hacia tu zona genital, no empujes su cabeza forzándola a que su cara esté sobre tu pene. Permite que se tome su tiempo, ella sabrá cuando llegar a él.

5. Muy importante: no asumas que alguien te debe dar sexo oral si tu pene no se encuentra en condiciones 100% higiénicas. El pene puede obtener un olor ofensivo y fuerte, especialmente los penes no circuncidados, ya que en ellos se acumula una sustancia amarillenta conocida como esmegma. El esmegma, no huele, ni sabe bien. Antes de recibir sexo oral, asegúrate de que tu pene esté impecable, lávalo con agua tibia y jabón y concéntrate en las zonas debajo del prepucio donde se acumula más el esmegma.

Sexo Oral – Cunnilingus   *Hombre a mujer

1. No a todas las mujeres les gusta que le den sexo oral. Si no estás seguro, es mejor preguntárselo, antes de ponerla a ella y ponerte a ti en una situación incómoda.

2. El clítoris, como ya los hemos mencionado, es muy sensible, y lo mismo aplica para el sexo oral. Durante el sexo oral no vayas directamente al clítoris, primero besa las zonas circundantes y gradualmente dirígete a él. Como los senos, el clítoris debe ser tratado con cariño, no lo muerdas, ni lo estimules con rudeza. La clave es empezar lento y prestarle atención al lenguaje corporal de tu pareja, a medida que veas que ella se excita más, puedes estimularlo con un poco más de intensidad y rapidez.

3. El sexo oral puede ser muy placentero e inclusive la mujer puede lograr el orgasmo a través de la estimulación oral de sus genitales. Para ello es importante mantener un ritmo constante de estímulos con la lengua, alrededor y sobre el clítoris.

4. Algunas mujeres requieren de mucho tiempo para lograr un orgasmo con el sexo oral, a algunas, les es imposible. Y como toda zona del cuerpo, tarde o temprano, después de un estimulo prolongado puede comenzar a causar fastidio o dolor. A veces es mejor no exagerar y limitar el sexo oral a un tiempo prudencial. Si ella quiere que sigas te lo hará saber, y si ya tuvo suficiente, es mejor que no fuerces la situación.

5. El clítoris es importante en el sexo oral, pero el estimular los labios vaginales e introducir tu lengua en su vagina, puede también causar sensaciones muy placenteras y excitantes. Durante el sexo oral, bríndale tu atención a toda la vulva.

6. Aunque suene como una buena idea, no es recomendable soplar aire en el interior de la vagina. La acumulación excesiva de aire podría provocar una distensión del fondo vaginal con complicaciones no deseadas.

7. El sexo oral puede ser complementado con la estimulación manual. Utiliza tus manos para separar ligeramente los labios vaginales y exponer el clítoris, o introduce un dedo en su vagina al mismo tiempo que estimulas su clítoris con tu lengua. También, puedes acariciar sus senos con tu mano, mientras que estimulas su clítoris con tu lengua.

Coito (Penetración) – Sexo vaginal

1. Nunca intentes penetrar a una mujer sin estar 100% seguro de que su vagina se encuentre lubricada. Toda la excitación de ese momento puede esfumarse con la sensación de dolor que experimentará tu pareja. Algunas mujeres tardan en lubricar, mientras que otras tienen dificultad para hacerlo. Si ese es el caso de tu pareja, utiliza un lubricante artificial, el cual puede ser obtenido en cualquier farmacia.

2. Muchos hombres creen que el éxito del coito se basa en la penetración fuerte y rápida; a más fuerza, más rápido llegará ella al orgasmo. Falso, el coito no es introducir y retirar con fuerza tu pene dentro de su vagina. Prueba con distintos ritmos y profundidades, a veces suave, a veces lento, a veces con profundidad, a veces sólo introduce la mitad de tu pene, a veces rápido, a veces fuerte, a veces con movimientos circulares, a veces con movimientos de arriba hacia abajo, a veces con penetraciones largas y profundas. Todas estas variaciones producen distintas sensaciones en una mujer. Utiliza tu imaginación. Con el tiempo sabrás qué tipo de penetración es las que más disfruta tu pareja.

3. Muy importante: no eyacules rápidamente. Sí, la eyaculación precoz es un problema que cualquier hombre puede sufrir, pero si sufres de este problema acude donde un médico para que te ayude a superarlo. Y definitivamente, no culpes a la mujer por este problema. Algunos hombres quieren hacerle creer a la mujer, que la razón por la que eyaculan muy rápido es por algo que ella hizo o dejo de hacer. No hay excusas, acude donde un médico para recibir el tratamiento necesario.

4. Prueba distintas posiciones. Existen muchas variaciones, y éstas, debido al ángulo de penetración, posición de la vagina o estimulación que recibe el clítoris, producen distintas sensaciones en la mujer. Inclusive, algunas posiciones ayudan a que la mujer llegue al orgasmo con más facilidad o que logre varios orgasmos en una noche. No lo olvides, en la variación está el gusto. (Ir a la página de posiciones sexuales)

5. Los hombres por lo general disfrutan mucho de la penetración por detrás. Sí, muchas mujeres también disfrutan de esta posición, pero hay que tener presente que no es la única que existe. No basen todas sus relaciones sexuales en esta posición. Las mujeres disfrutan mucho del contacto visual, y esta posición hace difícil que esto se pueda lograr.

6. No le jales el cabello, no la muerdas, no la sujetes de los brazos, no le des golpes en las nalgas, en conclusión, no seas rudo con ella a menos que estés 100% seguro de que tu pareja disfruta de este tipo de estímulos.

7. Las posiciones mujer arriba facilitan a muchas mujeres la estimulación del clítoris, por lo tanto, logran el orgasmo. Si tu pareja tiene dificultad para lograr el orgasmo, anímala a que se posicione sobre ti y tome control de la penetración. (Ir a la página de posiciones sexuales)

8. El coito debe ser duradero pero tampoco eterno. La penetración constante y continua del pene causa mucha fricción en los tejidos blandos de la vagina, después de mucho tiempo, este tejido se empezará a irritar causándole dolor a tu pareja.

9. Si tu pareja es virgen, la mejor posición para su primera vez, es la posición de mujer arriba. En esta posición ella puede controlar el grado de penetración, y así retirarse si es que siente mucho dolor. Gradualmente, ella podrá ir insertando tu pene en su vagina, sabiendo que ella controla el movimiento y la profundidad de la penetración. (Ver posición clásica mujer arriba)

10. Si tu pareja es virgen, la primera vez siempre será difícil, ya que existe el temor de que ocurra un embarazo, puede tener vergüenza de su cuerpo o miedo al dolor. Si esto ocurre, sé comprensivo y si ella segundos antes de que se dé la penetración, cambia de parecer, apóyala y no la recrimines.

11. Muchos hombres se preocupan tanto por satisfacer a la mujer, que se olvidan del acto en sí. Disfruta del momento, déjate llevar por la pasión. No le estés preguntando cada 2 minutos si es que ya llegó al orgasmo. Si deseas hacerlo, hazlo después de que hayan terminado.

12. Para muchos hombres la relación sexual termina con la eyaculación, después del coito salen corriendo de la habitación. Sin embargo, a las mujeres les gusta que les den cariño y atención después de hacer el amor; la relación sexual no termina con la eyaculación. Esto se conoce como los juegos post-coitales.

13. La industria pornográfica no es la mejor consejera. No bases tus relaciones sexuales en cosas que hayas visto en una película pornográfica.

14. Utiliza tu imaginación, la cama es quizás el sitio ideal para tener relaciones sexuales, pero existen otros lugares que pueden ser muy excitantes y divertidos, tales como una silla, un sillón, parados, en una bañera, en una piscina, al aire libre, etc.

15. La rutina mata el amor. Utiliza tu imaginación, incluye aceites, velas aromáticas, frutas, hielo, plumas, disfraces, jacuzzis, baños de espuma, masajes, juguetes sexuales, espejos, etc., para condimentar tus relaciones sexuales.

Coito (Penetración) – Sexo anal

1. ¡No, es no! Por cuestiones morales, religiosas y/o higiénicas muchas personas no aprueban el sexo anal. Si tu pareja no está de acuerdo, respeta su opinión. Y no trates de penetrarla analmente si es que ella te ha expresado anteriormente su negación, excusándote en un “no fue mi intención hacerlo”.

2. Si tu pareja está de acuerdo con el sexo anal, hay tres reglas importantes a seguir. La primera: debes utilizar abundante lubricante a base de agua. En lo que se refiere al sexo anal, nunca está de más un poco más de lubricante. El recto es un músculo que no está diseñado para ser penetrado, a diferencia de la vagina, éste no posee lubricación propia. Sin lubricante o con poco lubricante la penetración será extremadamente dolorosa. La segunda, es que siempre debes utilizar condón. El recto está lleno de microorganismos que pueden causar severas infecciones a tu pene y a tu sistema urinario. Además, a través del sexo anal uno está más en riesgo de contraer el VIH debido a las micro-heridas que se producen. Tercero: mucha paciencia y comunicación. El sexo anal, si se hace de forma apresurada, puede ser muy doloroso e inclusive causarle desgarros musculares a tu pareja, y en algunos casos lesiones a tu pene. Es recomendable iniciar el sexo anal introduciendo primero un dedo, de esa manera el recto se va acostumbrando a la penetración. Luego, lentamente introduce el pene, siempre preguntándole a tu pareja si siente dolor y si puedes continuar.

El sexo anal no es para todas. Algunas mujeres, experimentan mucho dolor, mientras que otras, sienten un leve dolor al principio, pero después sienten placer.

3. No pienses que el sexo anal se puede lograr en un día. Por lo general toma varias sesiones hasta que ambos aprenden a hacerlo sin causar dolor. Paciencia.

4. Nunca, pero nunca después de haber penetrado el ano, penetres la vagina. Esto podría causarle una severa infección vaginal a tu pareja. Después de haber penetrado el ano, si deseas continuar con las relación sexual, lávate con agua y jabón el pene y la base de éste. Recién después de eso, puedes penetrar nuevamente la vagina.

5. El sexo anal puede ser placentero y a veces ayuda a que simultáneamente, estimules manualmente el clítoris. Asegúrate de que tu mano esté limpia, y no haya entrado en contacto con tu pene después de haber penetrado el ano.

6. A veces el pene es demasiado ancho, y por más que uno trate, el sexo anal siempre será doloroso. En estos casos, se puede sustituir la penetración del pene por la penetración con un juguete sexual. Asegúrate de que sea un juguete especialmente diseñado para el sexo anal. Estos por lo general son más pequeños que los juguetes utilizados para la estimulación vaginal, y poseen una base ancha, que evitará que el objeto se introduzca por completo dentro del recto.

Aseguran que el buen acto sexual es rápido

Cita Posted on Actualizado enn

Una investigación realizada en Estados Unidos arroja que un acto sexual satisfactorio sólo debe durar entre 3 y 13 minutos.

 

Los resultados fueron obtenidos por científicos de la Universidad de Penn State, en Pensilvania, quienes realizaron una encuesta con miembros estadounidenses y canadienses de la Sociedad de Investigación y Terapia Sexual.

De acuerdo con los datos obtenidos por psicólogos, médicos, trabajadores sociales, enfermeras y terapeutas familiares y matrimoniales, publicados por la revista Journal of Sexual Medicine, un acto sexual “adecuado” dura de 3 a 7 minutos, uno “deseable” de 7 a 13 minutos, uno “demasiado corto” de 1 a 2 minutos y uno “demasiado largo” de 10 a 30 minutos.

 

dogging2.jpg

 

 

Algunos investigadores explicaron que la interpretación de un hombre o de una mujer acerca de su funcionamiento sexual y el de su pareja está fundada en creencias personales basadas parcialmente en los mensajes de la sociedad, de acuerdo con el portal de la BBC.

Los autores del estudio buscan disipar fantasías erróneas y alentar a hombres y mujeres a conocer, con datos reales, qué es un acto sexual aceptable con el fin de evitar disfunciones.

Otro de los beneficios del estudio, será para las personas que están preocupadas porque creen que no pueden alcanzar una duración que consideran ideal del acto sexual.

 

 



                  Fuente   www.eluniversal.com.mx/notas/495047.html

Eyaculación femenina

Cita Posted on Actualizado enn

¿Todas las Mujeres Eyaculan?
La última investigación indica la posibilidad de que todas las mujeres produzcan eyaculación femenina, incluso si no se dan cuenta. El fluido expelido no es orina, es un líquido alcalino segregado por las glándulas parauretrales. Las glándulas parauretrales producen una enzima llamada fosfatasa ácida prostática PAP (del inglés, prostatic acid phosphatase) , y glucosa (un azúcar.) Estas sustancias se han encontrado en cantidades mucho mayores en la eyaculación femenina que en la orina. El fluido de las glándulas parauretrales es expelido o liberado durante el orgasmo como resultado de las contracciones pélvicas. Para que esto ocurra no se requiere estimulación del punto-G ni de las glándulas parauretrales y puede ocurrir en ausencia de orgasmo. Las glándulas pueden simplemente rebalsar de fluido y como resultado lo dejan fluir poco a poco.
¿Orina o Eyaculación?
Ya he explicado más arriba que en realidad las glándulas parauretrales producen un fluido alcalino. En algunos casos, todo el fluido emitido por la uretra femenina es eyaculación. En otros casos, el líquido es probable que sea una mezcla de eyaculación y orina, u orina solamente. No ha habido suficiente investigación para aclarar exactamente lo que es el fluido en cada caso. La investigación que se ha hecho frecuentemente ha tenido resultados contradictorios. Hay investigaciones que concluyen que es solamente eyaculación o que es mayoritariamente orina con trazas de eyaculación. Sin embargo está claro que la mayoría, si no todas las mujeres producen el fluido alcalino por lo menos en pequeñas cantidades. Puede fluir lentamente en vez de dispararse y ser confundida con sudor y lubricación vaginal.
¿La mujer está orinando o eyaculando?

Esta es una pregunta que no puede responderse fuera de un laboratorio médico. No hay una manera exacta de determinar si la mujer está lanzando orina voluntariamente, está experimentando incontinencia, o eyaculando en el momento del orgasmo. Todos estos fluidos salen del cuerpo a través de la uretra, así que la fuente visible es la misma para todos ellos. No estoy enterada de ningún examen de color, gusto, u olor que pueda aplicarse al líquido expelido que los distinga exactamente uno del otro. No nos queda elección más que verlas como indistinguibles, los mismos.
NOTA: En su libro The Clitoral Truth (La Verdad Clitoridiana) Rebecca Chalker establece que una sencilla prueba de olor le dirá si es orina o eyaculación. Si el fluido tiene un olor acre, es orina. Esto puede ser verdad pero ¿qué diferencia hace o debería hacer? Mi preocupación es que si una mujer o su pareja deciden que ella está lanzando orina entonces ella pueda ver esto como indeseable, inapropiado. Mi posición es que realmente no importa qué clase de fluido es expelido y preocuparse por eso puede crear una barrera en contra del placer para la mujer. Está bien ser curiosa por estos fluidos, eso natural, pero no es apropiado juzgarlos.
Si usted lee la información presentada en el sitio web del Dr. Gary Schubach, (en inglés) en ella afirma que sus investigaciones han mostrado que la mayoría del fluido que se expele se origina en la vejiga, pero este fluido expelido no es orina normal. En esta investigación, la vejiga de la mujer era vaciada usando un catéter antes del orgasmo. Durante el orgasmo, se ponía un catéter y se ponía lo expelido en una bolsa recolectora de orina. El análisis del fluido expelido durante el orgasmo es la base para su aseveración. Hay una falla en este método; el esfínter de la uretra está normalmente cerrado. Si no estuviera cerrado, la orina saldría y no habría “eyaculación” de fluido. ¿Qué es lo que importa al crear un pasaje artificial y recolectar el fluido expelido de la vejiga durante las contracciones de los músculos pélvicos? Durante el orgasmo, ¿existe normalmente este pasaje, siquiera momentáneamente? Hay quienes afirman en cambio que el fluido entra a la vejiga y que no sale, Incluso si el fluido se junta en la vejiga durante la excitación sexual, ¿se expelería normalmente en el momento del orgasmo? ¿Todas las mujeres son iguales o hay “variaciones normales”? La investigación del Dr. Schubach todavía es importante pero provee solamente parte del cuadro. La investigación sobre la eyaculación femenina está aún en su infancia, por lo tanto estoy segura que podemos encontrar fallas en todos los estudios al mirarlos hacia atrás, especialmente al disponerse de nuevas investigaciones.
Las mujeres que expelen fluido durante el orgasmo informan que el color, aroma, consistencia, incluso el sabor, varía según la circunstancia. (Es seguro para una persona degustar su propia eyaculación, y para parejas que ya han intercambiado fluidos corporales, pero no para parejas que necesitan practicar sexo seguro.) Hay quienes han encontrado que sus ciclos menstruales influyen sobre el tipo de líquido expelido. Es probable que lo que usted coma también influya, como así también cuánto líquido ha bebido. Hay mujeres que informan que a veces es incoloro e inodoro, otras veces espeso y fuerte, pungente. Otras informan que a veces se ve y huele como orina. Es seguro decir que la mayoría de las eyaculaciones femeninas varían con el tiempo, incluso durante un mismo episodio sexual.
¿Cuánto Líquido es Liberado?
La cantidad de fluido liberado por las glándulas parauretrales se informa que varía desde unas gotas hasta casi dos tazas, 15 onzas (444ml). Dos tazas es mucho líquido, ¿puede ser realmente tanto? Las glándulas parauretrales rodean a la uretra en un área de aproximadamente la mitad de una pulgada (1,25 cm.) de ancho por 1,5 pulgadas (casi 4 cm.) de longitud. Un área de este tamaño, cuando se llena de agua, puede retener 0,163 oz (4,8 ml.) Aun si las glándulas tuvieran que hincharse para llenar un área de 1 x 2 pulgadas (2,5 x 5 cm.) podrían retener solamente 0,87 oz (26 ml). Si las glándulas parauretrales pueden almacenar menos que 1 oz de líquido, ¿de dónde salen las restantes 14 onzas? Tenga presente que estas glándulas continúan produciendo fluido en tanto que la mujer permanezca excitada sexualmente, y como resultado una mujer podría producir más de 1 oz de eyaculación si ocurriera una liberación de fluido múltiple o continua. Un estudio encontró que mujeres producían 30 a 50 ccs (7 a 15 oz)(~200 a ~450 ml.) en un período de 30 a 50 segundos. Para producir tanto fluido las glándulas necesitarían llenarse y vaciarse una o más veces por segundo. Esto significa que las glándulas parauretrales necesitarían producir de 3 a 5 ccs (0,23 a 0,30 oz,)(~7 a ~9 ml) por segundo como promedio. Si las glándulas parauretrales tienen la capacidad de llenarse y vaciarse a rápidamente, eso explicaría los grandes volúmenes de fluido registrados por algunos investigadores. También querría decir que cuanto más durara el orgasmo de una mujer, más eyacularía, como ocurre en general. Si todo esto es así, es posible que la mujer eyacule una cantidad considerable de fluido sin que sea orina o líquido de la vejiga. Obviamente, necesita investigarse más para clarificar esto, quizá usando ultrasonido (ecografías) para observar las glándulas durante la excitación sexual y el orgasmo.